10 Consejos estrella para ahorrar dinero cada mes

Dinero ahorra
Fecha: 22/12/2015
Autor:

Vistos los tiempos que corren nunca está demás una buena guía para ahorrar dinero de modo sencillo y práctico. Cada mes, deberíamos ser capaces de ahorrar algo, independientemente de la cantidad que represente ese algo. Ese dinero o bien puede servirnos para una urgencia, o bien para un muy merecido capricho en el futuro. No debemos pensar en ese capricho como algo menor o secundario. A veces, es ese capricho el que nos hace sentir que hemos obtenido la recompensa que merecíamos y nos recarga las pilas para seguir hacia delante. Por ello, no subestimemos su importancia e intentemos ahorrar ese dinero que nos dará la seguridad diaria ante imprevistos y nos permitirá algún que otro lujo posterior.

Dicho esto, “¿¡Y cómo demonios ahorro dinero!?”, tranquilo, a veces lo que falta es simplemente organizarse, volverlo una rutina y darle un toque divertido. La organización la cubre muy bien el Banco de América, que recomienda:

  1. Hacer un seguimiento de tus gastos. Puedes preparar hojas de Word para ello, si lo vuelves personal y divertido, es más fácil hacerlo y crear una rutina.
  2. Establecer un límite de gasto mensual en lo que no sea de primera necesidad.
  3. Hacer un plan de ahorro de dinero donde elabores un listado de posibles caprichos futuros. Pon ese listado en un lugar visible. Recuerda que deben ser alcanzables (su precio debe ser realista de acuerdo con lo que te sea posible ahorrar), si no, no tiene efecto psicológico alguno.

Dicho esto, ahí van otros 7 trucos para ahorrar dinero cada mes, recién sacados del horno:

  1. Haz un seguimiento de tus ahorros, no solo de tus gastos. Diseña una buena tabla donde tengas un cuadrito para apuntar lo ahorrado al final de cada mes del año. Cuélgala en el frigorífico. Intenta superarte.
  2. Consigue un bote (vale uno que antes llevase tomate frito o salchichas) y conviértelo en un improvisado cerdito. Pon ahí la calderilla que te sobre del día a día. Las cajeras del supermercado te odiarán por no tener esos céntimos que tan bien les vienen, pero tu yo futuro te estará eternamente agradecido. A veces sé generoso: pon hasta uno o dos euros allí.
  3. Del bote a la cuenta de ahorros. Básico y primordial. En el banco, abre una cuenta de ahorro, dedicada exclusivamente a guardar una determinada cantidad de dinero mensual, el que te sea posible. Obviamente, no hablamos del euro del botecito, hablamos de cantidades algo mayores. Escoge bien, compara bancos, algunos ofrecen mejores intereses que otros.
  4. No colecciones, no acumules: vende. En ocasiones tenemos cosas que valen su precio en oro y no lo sabemos. Incluso juguetes y videojuegos de tu hijo pueden haberse revalorizado y venderse bien por internet. Empieza a explorar tu desván, te puedes llevar una sorpresa. Además, no dejes que lo que no utilices se estropee, véndelo por algo de dinero en las tiendas de segunda mano.
  5. La tarjeta del supermercado. A día de hoy, todos los supermercados tienen tarjeta que te permitirá beneficiarte de numerosas ofertas, obtener puntos y descuentos en múltiples productos.
  6. Haz SIEMPRE la lista de la compra, y no te desvíes. Céntrate en productos necesarios y establece el DOMINGO como el día del capricho en comida. Ese día puedes comprar una chocolatina. Otros días no. Recuerda lo bien que te sentirás al ver cómo tras pasar una semana el bote o cerdito improvisado ha aumentado su contenido considerablemente.
  7. Lo básico en facturas: contrata la tarifa de electricidad mínima pero que te permita utilizar tus aparatos; apaga las luces siempre que sea posible; no dejes el agua corriendo mientras te lavas los dientes o lavas los platos; no te pases con el agua caliente y camina siempre que puedas, para ahorrar gasolina y evitar problemas médicos.
¡Solicita tu crédito!
Comentarios sobre el artículo (0):

¿Dónde solicitar créditos rápidos?